El Universal. Finanzas de Transcaribe preocupan a sectores políticos y gremiales. Especulan sobre una posible quiebra del sistema.

 

Más buses, infraestructura, mayor cobertura con rutas alimentadoras resumen las necesidades de Transcaribe, el sistema integrado que está reemplazando al antiguo servicio público de buses. Pero el transporte masivo enfrenta un dilema y es el de su financiamiento. El gerente de esta empresa, Humberto Ripoll, reveló que si la banca privada no le presta recursos a Transcaribe, el mismo se sumaría a los seis sistemas quebrados en todo el país. De acuerdo a Ripoll la falta de presupuesto es una amenaza latente al sistema, e incluso se habla de una posible quiebra si la banca no accede a prestar más $140 mil millones necesarios para las rutas alimentadoras, terminar la central Patio Portal y concluir el sistema en su totalidad. A estos recursos se le sumarían otros que fueron prometidos por el mismo distrito lo cual daría una cifra por encima de los $220 mil millones. Pero la banca se ha mostrado renuente a prestar este dinero al sistema por las malas experiencias con los otros transportes masivos del país.

“Sí nos van a prestar”: Manolo Duque. En contraste con lo dicho por el gerente Ripoll, el propio alcalde Manolo Duque, expresó que “se está trabajando con la banca en conseguir los recursos que requiere Transcaribe”. “La banca privada ya nos ha prestado un dinero importante cercano a los 80 mil millones de pesos y estamos en conversaciones con el Banco Agrario, que es quien directamente nos tiene una cuota importante para el préstamo y confiamos en que eso salga positivo”, agregó el Alcalde. Según el mandatario, estos dineros se invertirían en aspectos como “la chatarrización, una parte del financiamiento de obras del Patio Portal y para Transcaribe operador”.

Reacciones. Sectores políticos y gremiales de la ciudad han reaccionado a la situación que se vislumbra para Transcaribe, un sistema que aún con críticas ha empezado a cambiar el formato del transporte y los hábitos de sus usuarios en Cartagena. Mónica Fadul de Fenalco Bolívar, reconoce que se trata de “una obra de gran utilidad pública, la cual finalmente la ciudad ve en marcha y mostrando los efectos positivos de la misma en la comunidad”. “Fenalco Bolívar convida y anima a la administración y al Concejo, así como a todos los operadores y al sector financiero al cual se ha concurrido en búsqueda de recursos frescos, en lo que le corresponde, a apoyar el avance y consolidación del sistema, en el cual, se han tenido en cuenta los aprendizajes de otros sistemas en marcha en diferentes ciudades de Colombia y que al comparar el estado de los mismos, nos  permiten saber que su desarrollo es viable en el tiempo, si se completan con la mayor prontitud los requerimientos que aún se demandan por parte de las instancias públicas y privadas a quienes concierne las decisiones pendientes”, expresó Fadul.

Sector político. Para el concejal Édgar Mendoza, conservador, “hay que hacer un estudio económico y financiero para analizar la conveniencia e impacto de dicho crédito sobre las finanzas de Transcaribe en la medida que el mismo sistema debe ser garante del cumplimiento de dicha obligación bancaria”. “El gerente Ripoll tiene una responsabilidad muy grande con la ciudad, y es sacar este sistema adelante, de igual forma asume la responsabilidad frente a cualquier colapso o fracaso del mismo”, agregó Mendoza. Para el concejal César Pion, de La U, se trata de una “crónica de hechos anunciados”. “Sabíamos que de los tres créditos que tenían que hacerse había uno que no tenía un soporte financiero en el tiempo y los bancos no iban a aceptarlo. Nos preocupan las posibles demandas que se le pueden venir al Distrito por incumplimientos. Por ello, hemos planteado al gobierno local que se nombre una comisión de expertos en finanzas, para poder establecer la viabilidad financiera del sistema y lo que haya que hacer para su sostenimiento”, expresó Pion. “Había una presión de un Ministerio el cual debió desenmascarar los logros aparentes del sistema y que no se iniciara de la manera como empezó sin ningún control”, agregó Pion. Por su parte el diputado de Bolívar, Manuel Berrio, de Cambio Radical, afirmó que: “En la Asamblea dije que esto sucedería porque estamos cometiendo los mismos errores. La banca ha declarado este sector en alto riesgo, esto hace imposible que haya préstamo para la chatarrizacion del sistema paralelo. Si no hay chatarrización esta termina desfinanciando al sistema”. Berrio opina que: “Se requiere que desde Min hacienda se diga cuáles son las medidas para que el préstamo se dé”. “Cartagena ha tenido un sistema de transporte indigno que ha tratado mal al pasajero; ahora tenemos que unirnos para sacar adelante a Transcaribe”, agregó Berrio. 

Next El Heraldo. Alertan de recorte de $50.000 millones para juegos centroamericanos 2018.
publicidadsigtransweb
publi2