El nuevo siglo. Colombianos creen que Vargas Lleras será presidente. Es el candidato más conocido.

01.03.18 1

Lo revela un estudio demoscópico de opinión sobre el clima electoral en Colombia realizado por el Centro Estratégico Latinoamericano de Geopolítica, Celag, entre el 16 de enero y el 7 de febrero de 2018, desarrollado mediante 1.200 entrevistas. Un estudio de opinión sobre el clima electoral en Colombia por el Centro Estratégico Latinoamericano de Geopolítica, Celag, señala que los colombianos creen que el candidato Germán Vargas Lleras será elegido presidente de la República. Mediante 1.200 entrevistas presenciales realizadas a personas mayores de 18 años en las ciudades de Bogotá, Medellín, Cali, Barranquilla y Bucaramanga y con independencia de la orientación de su voto, el 24,9% de los encuestados cree que Germán Vargas Lleras va a ganar las elecciones. Le siguen Sergio Fajardo (19,7%) y Gustavo Petro (13%). Además, Germán Vargas Lleras (90,5%), Piedad Córdoba (90,2%) y Gustavo Petro (84,7%) son los candidatos más conocidos. Entre los más desconocidos, el ranquin lo encabeza Alejandro Ordóñez con un nivel de conocimiento del 47,2%, seguido de Iván Duque (57,9%) y Martha Lucía Ramírez (68,2%).

Entre los colombianos entrevistados, la candidatura presidencial de Germán Vargas Lleras es la más reconocida con un 51,5%. Le siguen Gustavo Petro y Sergio Fajardo, ambos con porcentajes ligeramente superiores al 36%. El nivel de instalación de las candidaturas presidenciales es muy bajo. Prácticamente todos los candidatos se encuentran por debajo del 50% en lo que se refiere a respuesta espontánea sobre el conocimiento de sus respectivas candidaturas. Tan sólo Germán Vargas Lleras rebasa ese porcentaje, con un 51,5%. Le siguen Gustavo Petro y Sergio Fajardo, ambos con porcentajes ligeramente superiores al 36%. Con respecto a la posibilidad de voto por algún candidato, Sergio Fajardo se sitúa en primer lugar, con un 24% de votos, seguido de Gustavo Petro (19%) y Germán Vargas Lleras (13,5%).  Marta Lucía Ramírez, 8,4%; Humberto de la Calle, 7,3%; Iván Duque, 6,2% y Piedad Córdoba, 5%.

Preocupaciones. De otra parte, el empleo (63,1%), la salud 56,9%  y la corrupción (54,7%)  son los temas de mayor preocupación para más de la mitad de los encuestados. La implementación de los acuerdos de paz solo preocupa al 15,9% de los encuestados. La encuesta fue realizada entre el 16 de enero y el 7 de febrero de 2018 a personas mayores de 18 años y midió, entre otros elementos, el clima electoral, intención de voto, percepciones sobre los principales candidatos y conocimiento acerca de la campaña electoral. El margen de error oscila entre el +/- 1% y +/- 2,8% y el intervalo de confianza es del 95%. Entre los principales datos contenidos en la encuesta figura que el 64,9% de los encuestados no sabe cuándo se celebrarán las elecciones. En cuanto a la posibilidad de que los comicios conlleven alguna posibilidad de cambio, el porcentaje asciende al 51,2%. Un 77% declara su insatisfacción con la política colombiana. Un 55% de los encuestados afirma que irá a votar o que “probablemente” irá a votar. El 26,9% señala que no irá a votar o “probablemente” no irá a votar.

Gestión presidencial. Asimismo, el 68,5% desaprueba la gestión económica de Juan Manuel Santos. El 58% cree que la situación económica ha empeorado en el último año. De acuerdo con el estudio, el voto en blanco se eleva hasta el 7,5%. En una proyección con indecisos, el porcentaje de electores que aún no han dilucidado su voto alcanza el 12,1%. Piedad Córdoba concita el mayor índice de rechazo. Un 73% asegura que nunca la votaría. Le siguen Iván Duque (68,5%), Vargas Lleras (64%) y Humberto de la Calle (62,7%). En el extremo contrario, Sergio Fajardo es el que menos rechazo suscita, con un 45,7%. El empleo, la salud y la corrupción son los temas de mayor preocupación para más de la mitad de los encuestados. 

Conclusiones. La apatía y el desinterés por la cita electoral es lo que caracteriza a la sociedad colombiana con respecto a los comicios presidenciales, según señaló Leandro Caruso, director de la encuesta del Celag. En este sentido, Caruso no dudó en calificar el ambiente pre-electoral como “frío”. Dadas las circunstancias, pronosticó que los índices de abstención se moverán en registros similares a los de pasadas elecciones. Por tanto, Caruso advirtió de la imposibilidad de trazar un escenario electoral definido, a tres meses de la convocatoria electoral y con un electorado potencial que reconoce su desinformación y su falta de interés ante el proceso. Una muestra significativa de este desinterés es que los niveles de desconocimiento sobre la figura de los principales candidatos o bien sobre su postulación a las elecciones aún son muy altos.

Caruso insistió en la imposibilidad de establecer algo parecido a una intención de voto. Así, manifestó que las preferencias mostradas por los electores aún no pueden considerarse como un criterio fijado de opción electoral. A pesar de la dificultad de extraer conclusiones definitivas, el responsable del estudio señaló que es evidente la demanda de cambio por parte de una población que está insatisfecha con el rumbo actual del país y es muy crítica con la gestión del actual Gobierno. En este contexto, un porcentaje significativo de la muestra valora en un candidato tanto la imagen de cambio como una supuesta capacidad de gestión para hacer realidad esa transformación y afrontar los principales problemas que tiene el país. No obstante, Caruso insistió en que por el momento ningún candidato es capaz de capitalizar dicha insatisfacción.

La institución. El Celag es una institución dedicada a la investigación, estudio y análisis de los fenómenos políticos, económicos y culturales de la región, cuyo objetivo es elaborar saberes e instrumentos para entes decisores de políticas públicas, estrategias electorales o acciones sociales. Desde su inicio colabora con propuestas políticas públicas, partidarias o de movimientos sociales que buscan ampliar los horizontes democráticos en América Latina. Para ello, se han puesto en marcha un conjunto de líneas de investigación que además de contribuir al debate general sobre la dinámica de los distintos proyectos políticos y económicos en el subcontinente, sirven también como materiales analíticos y propositivos para políticas concretas o futuras. Los equipos de Celag reúnen un conjunto de profesionales, investigadores y académicos con sólida trayectoria en investigación, planificación y elaboración de políticas públicas, económicas y electorales. Algunos han pasado por la función pública y otros lo han hecho en universidades prestigiosas. Se trata de trayectorias biográficas que garantizan un equilibrio productivo entre las miradas analíticas y la instrumentación de propuestas.

El resultado de los análisis y estudios se enriquece con el aporte metodológico y singular de diversas disciplinas, como la Economía, Sociología, Historia, Comunicación, Geopolítica y Ciencias Políticas. Esto permite generar insumos que aporten tanto miradas y tendencias generales, como análisis de diversos procesos puntuales. Celag mantiene grupos de investigación en países como Argentina, Ecuador, Bolivia y Venezuela que trabajan con miradas interdependientes entre lo local, lo regional y lo global.

Prev El país. ¿Por qué los caleños le hacen el quite a la revisión técnico mecánica?
Next El nuevo siglo. Desempleo al alza, un lío para presidenciales.
publicidadsigtransweb
publi2