Convención 38 de asotrans. Cumplimos con el país transportador. Los inversionistas pueden estar más seguros a pesar de los riesgos.

 Fue otra cita con los transportadores colombianos que nos permite concluir que ASOTRANS ha venido cumpliendo los diferentes compromisos contraídos con los asociados y con el transporte en general. En efecto, revisando la DECLARACIÓN DE TUBARÁ (CONVENCIÓN 37) encontramos los avances que durante el año gremial que culmina puede mostrar la Presidencia del gremio a cargo del Dr. Marino Quintero Tovar, la Junta Directiva y todo el equipo a cargo de la Dirección Ejecutiva.

En relación con el Ministerio de Transporte, es bueno decirlo, ha retomado el liderazgo que venía perdiendo frente a Planeación Nacional. Hemos visto una actitud diferente, en cuanto ya empezaron a expedirse las normas del sector, como el Decreto 248 de 2015 sobre exclusión del IVA para la compra de vehículos de servicio público, el Decreto 348 de 2015 que reglamenta el servicio especial, el Decreto 1079 de 2015 que codifica las reglamentaciones del Ministerio de Transporte, dejando en un sola norma toda esa maraña de disposiciones que nos regulaban. Y, por otra parte, el Ministerio ha convocado mesas de trabajo para analizar la libertad de horarios, el reglamento de los fondos de reposición de vehículos y el convenio con el DANE para mantener actualizadas las estadísticas del sector y fijar una tarifa técnica.

RINCON 61.3En cuanto a los sistemas masivos de transporte se ha producido una revisión de todas  las situaciones que amenazan esas inversiones y la mejor forma de darles a los usuarios un transporte cómodo y auto sostenible. Pero el mayor problema es el desplazamiento de pasajeros a otras formas de movilización, lo cual se evidencia en las cifras de planeación nacional que muestran que en ninguna de las ciudades colombianas donde se estructuraron los masivos se ha logrado alcanzar la demanda proyectada. Ni siquiera Bogotá que tenía proyectado llegar a 5.595.500 pasajeros y va en 2.278.970 pasajeros. Igual puede ocurrir con los sistemas estratégicos, por lo cual es necesario que las Gerencias y Juntas Directivas de los sistemas con los Alcaldes correspondientes ataquen de manera frontal la ilegalidad y atiendan al usuario con mayores ofertas de movilidad y más seguridad en las estaciones y zonas conexas de las estaciones y troncales.

Ya se ha definido con el Gobierno Nacional la presentación del estatuto del transporte para actualizar las leyes 105 de 1993 y 336 de 1996, en lo cual la organización gremial ASOTRANS viene trabajando con la Junta Directiva, ya se cuenta con un primer borrador y se espera la oportunidad para que se convierta en proyecto de ley y futura ley de la república.

Tal como pudieron evidenciar los asistentes a la CONVENCIÓN 38 la misma se desarrolló sobre la base de 4 ejes temáticos: 1.- Las presentación de las inquietudes del gremio transportador al Ministerio de Transporte, para lo cual estuvieron presentes el Viceministro del ramo, la Directora de Tránsito y Transporte, el Director de la Policía de Tránsito y Transporte y el Director de la Oficina de Regulación Económica.  En este escenario se presentó el Vicepresidente de la República, Dr. Germán Vargas Lleras, quien dejó claras las inversiones en infraestructura y el compromiso de buscar que el transporte intermunicipal tenga mecanismos de subsidio y financiación como lo han tenido los masivos; 2.- El entorno económico en que se están moviendo las empresas y las posibilidad de inversiones futuras de conformidad con el Plan de Desarrollo; 3.- La justicia transicional como mecanismo para lograr los principios del derecho penal de verdad justicia y reparación y no repetición de los actos de violencia, de conformidad con las reglas de la Corte Penal Internacional  y el derecho internacional de los derechos humanos; 4.- La modernización empresarial, mediante la aplicación de elementos de la administración de los negocios especialmente el marketing empresarial.

Si después de estos eventos todos fuéramos conscientes de la necesidad de la unidad gremial, serían más los logros que pudieran llegar a alcanzarse, pero mientras unos construimos otros tratan de destruir y ese es el gran dilema del transporte nacional. Es necesario que afrontemos los retos del futuro con coherencia e integración, pues las inversiones que están en riesgo son muy altas. No deja de ser preocupante que una vez se desarrolle todo el tema de infraestructura, inversionistas extranjeros lleguen a Colombia a usufructuar el trabajo que se ha hecho durante más de 60 años. Y para evitar ese desastre la unidad es el mejor mensaje para todos. 

CARLOS ENRIQUE CAMPILLO PARRA
DIRECTOR EJECUTIVO ASOTRANS
MAGISTER EN DERECHO PENAL, ESPECIALIZADO EN DERECHO COMERCIAL Y ADMINISTRATIVO
EXPERTO EN TRÁNSITO Y TRANSPORTE

Next Gobernadores y alcaldes: a cumplir sus programas con seriedad.
rincon
publicidadsigtransweb
40años